Una chica de 14 años denunció que un cura de 47 años la abusó en un colegio católico de Cañuelas, provincia de Buenos Aires. De acuerdo con el testimonio de la menor, fue “abrazada y manoseada” por un sacerdote identificado como “Carlos” que se encargaba de la catequesis en el Colegio Santa María.
Los hechos trascendieron mediante mensajes de WhatsApp que la adolescente le envió a compañeros, tras lo cual el religioso dejó la institución. Al respecto, autoridades de la escuela y del Obispado de Gregorio de Laferrere, bajo cuya jurisdicción se encuentra la escuela, emitieron un comunicado en el que admitieron la denuncia e indicaron que se le pidió al sacerdote que “suspenda sus actividades”.

En el texto, el equipo de Directivos del Obispado advirtió que “según el protocolo de la entidad, se le pidió al sacerdote que suspendiera toda actividad y presencia en relación a los alumnos del colegio”.
“Lamentamos profundamente que un tema así sea tratado en las esfera pública ya que se trata de una menor y es conveniente resguardarlo”, añade el texto. Mientras tanto, este lunes hubo una manifestación de repudio.
Además, de acuerdo con medios locales, los papás de la chica decidieron cambiarla de colegio y abstenerse por el momento de hacer la denuncia ante la Policía.

Dejar respuesta