Gendarmería Nacional abrió en las últimas horas una investigación a partir de una serie de denuncias por presunta comida en mal estado y llena de cucarachas y otros insectos que les servirían a los cadetes en la escuela de suboficiales “Cabo Raúl Remberto Cuello” de la fuerza en la ciudad cordobesa de Jesús María.

La denuncia fue recibida por ALERTA PROVINCIA y las autoridades de Gendarmería Nacional iniciaron una investigación para  hallar a los posibles responsables en caso de que se constate que esa comida llena de bichos fue entregada a los cadetes.

Familiares de efectivos de la fuerza aseguraron ante este medio que “el pan llega con gusanos y la higiene del comedor deja mucho que desear”.

“Las cucarachas corren carreras, la carne y el pollo tienen olor a podrido y sin embargo la nutricionista dice que todo está bárbaro”, remarcaron los denunciantes.

Asimismo, señalaron que “desde el lunes que hay muchos aspirantes que están intoxicados por la comida que les dieron” y agregaron que las autoridades dentro de la escuela de suboficiales “quieren tapar el hecho”.

Sin embargo, la fuerza ya anunció que inició la investigación para determinar si la denuncia es real y en caso afirmativo “dar con los responsables de semejante hecho”.

Dejar respuesta