Un representante de modelos argentino que tenía pedido de captura de la justicia uruguaya por presunta explotación sexual de menores de edad fue detenido en el barrio porteño de Núñez, informaron fuentes del Ministerio de Seguridad de la Nación.
Se trata de Leandro Santos (35), quien fue apresado por efectivos de la División Investigación Federal de Fugitivos, del Departamento Interpol de la Policía Federal, que lo buscaba en el país a pedido de la justicia de Montevideo, Uruguay, que había requerido su captura internacional.
Tras diversas tareas de inteligencia, los federales establecieron que Santos vivía en una casa del barrio porteño de Núñez, donde se montó una vigilancia para atraparlo.
Por orden del Juzgado Nacional en lo Criminal y Correccional Federal 11, a cargo del Claudio Bonadio, los policías aguardaron que el fugitivo saliera de la casa y lo atraparon en la avenida Cabildo y Ramallo.
Santos fue trasladado a dependencias de Interpol, donde quedó a disposición del juez para ser extraditado.
El requerimiento de captura del representante fue emitido por el Juzgado Letrado Penal Especializado en Crimen Organizado, Primer Turno, de la Ciudad de Montevideo, Uruguay.
De acuerdo a la pesquisa, el ahora detenido está acusado de formar parte de una organización internacional dedicada al proxenetismo y explotación sexual de modelos menores de edad, quienes, ante la promesa de una carrera exitosa, dejaban sus hogares, dijeron las fuentes.
Santos ya había sido detenido en febrero de 2012, luego de que tres modelos lo denunciaran.
En el marco de la misma causa fueron detenidas otras dos personas uruguayas, habitues de la noche de Punta del Este y Montevideo.
Según la investigación iniciada tras esas denuncias, uno de los detenidos se encargaba dereclutar mujeres por Internet y avisos clasificados con la promesa de convertirlas en modelos de primer nivel, mientras que el otro se encargaba de presentárselas a empresarios de alto poder adquisitivo.
Para los pesquisas, Santos era quien evaluaba físicamente a las jóvenes y las entregaba.

Dejar respuesta