Una nena, de 3 años, murió tras quedar debajo de un montículo de piedra que se desmoronó de un acantilado, en la playa pública en la zona de Parque Camet.

La chiquita se encontraba junto a su familia jugando sobre la arena cuando parte del acantilado se desprendió y cayó sobre ella.

La niña y sus padres -oriundos de La Plata- se encontraban de vacaciones en Mar del Plata cuando ocurrió la tragedia. La familia estaba en ese sector para protegerse del sol del mediodía.

Luego del accidente, los guardavidas corrieron a su rescate y le practicaron maniobras de reanimación a la menor hasta que pudo ser trasladada a la guardia del hospital Materno Infantil, donde finalmente murió.

Dejar respuesta